7 consejos para cuidar y limpiar el mármol

El mármol se emplea mucho en el hogar. Existen casas que poseen piso de mármol mientras que otras tienen la tabla de la cocina hecha de mármol, muebles y hasta adornos confeccionados con este material.

Sin embargo, el mármol se puede manchar con relativa facilidad e, igualmente, a la hora de la limpieza se puede aplicar una sustancia que en lugar de dejarlo reluciente lo deja opaco y con un color sucio.

A continuación, se presentan algunos consejos prácticos para cuidar y limpiar el mármol.

Consejo #1 – Rayones finos: Utilice lana de acero extra-suave para aplicar una pasta de bicarbonato de soda y agua. Enjuague la piedra con agua y deje secar; repita si es necesario. Pula con un trapo (o utilice la rueda de pulir de su torno eléctrico).

Consejo #2 – Manchas de grasa: Circulares y generalmente oscuras en el centro. Lave la superficie con amoníaco; enjuague con bastante agua; repita. O cubra el área con una capa gruesa de ‘/2 pulgada de una pasta preparada con agua oxigenada al 20%, y blanqueador en polvo, (comprar en negocio de pintura). Manténgalo húmedo, cubriéndolo con una envoltura plástica, sellada con cinta de enmascarar. Después de 10 ó 15 minutos, enjuague con agua evitando humedecer la madera. Repita si es necesario. Pula y lustre.

Consejo #3 – Oxido: De color naranja o marrón. Frote con un trapo o prepare una mezcla de líquido comercial para remover el óxido y yeso blanco. Siga las instrucciones para manchas de grasa. Luego de remover la pasta, frote el mármol con un trapo seco.

Consejo #4 – Hollín y humo: Limpie con detergente para platos y cepillo de cerdas duras, luego enjuague. Si la mancha permanece, cubra con una pasta de bicarbonato de soda y blanqueador de cloro. Cubra con un trapo húmedo, déjelo así por una noche, humedezca y raspe con una espátula de madera, madera terciada o cartón grueso.

Consejo #5 – Té, café o tinta: Utilice el método del agua oxigenada / yeso blanco. Véase Manchas de grasa en este mismo recuadro.

Consejo #6 – Agua oxigenada: El agua oxigenada aplíquela con un gotero de medicamentos, seguida de unas gotas de amoníaco. Después de 20 minutos, lave el área.

Consejo #7 – Vino: Pruebe directamente con agua oxigenada.

EML|Javier Furió

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *