Alberto Fabra destaca que la Comunitat ha “hecho los deberes” y ahora toca cumplir el Plan de Reequilibrio

El presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, ha destacado este viernes que la Comunitat Valenciana ha “hecho los deberes” con el Plan de Reequilibrio, que ha sido aprobado por el Ministerio de Hacienda, aunque ha subrayado que no hay que conformarse con “pasar el examen”, sino que a partir de ahora lo que hay que hacer es “cumplir aquello que hemos puesto negro sobre blanco” en el documento.
Así se ha pronunciado el jefe del Consell en una entrevista a la Cadena Cope, recogida por Europa Press, en la que ha subrayado el compromiso “de todas las comunidades autónomas para ayudar al Gobierno”, ya que eso significa también ayudarse a sí mismas. “Todos tenemos que remar en la misma dirección”, ha subrayado Fabra, que ha insistido en que el momento actual resulta “fundamental” la “colaboración y solidaridad entre todos los territorios”.

El presidente ha indicado, respecto a los rumores de las últimas semanas sobre una eventual intervención a la Comunitat, que su actitud ha sido siempre la misma, decir que ésta no se iba a producir “porque íbamos a cumplir con todo aquello que el Gobierno nos había dicho”, como finalmente ha ocurrido.

Fabra ha alabado la labor que están realizando “todas las comunidades autónomas, que están mostrando su seriedad”, y ha detallado que en el caso de la valenciana, se ha ejecutado un ajuste sobre el presupuesto inicial de cerca de un 20 por ciento para ajustarse al objetivo de déficit del 1,5 por ciento marcado por el Gobierno central.

“Cuando los políticos decimos que vamos a ajustar, la gente piensa siempre en lo peor, pero tenemos que ser mucho más eficaces”, ha justificado Fabra, quien ha resaltado la necesidad de adelgazar la estructura “sobredimensionada” de la administración a la época actual y aumentar su eficiencia.

Según ha indicado, hay que ponerse “a dieta” para que los ingresos se equiparen a los gastos y garantizar que se pueda “salir adelante”. En este sentido, ha subrayado que en la Comunitat Valenciana no se ha reducido la totalidad del salario de los funcionarios, sino que lo que se han reducido han sido complementos como los sexenios.

También ha recordado que en la región se ha cambiado la “cultura de la subvención” por la de los incentivos, vinculando las ayudas de patronal y sindicatos a la creación de empleo.  “Es la única manera de que los ciudadanos entiendan que esas ayudas son productivas y no son pagos permanentes al mantenimiento de estructuras para amigos”, ha aseverado el presidente.

Por otra parte, respecto a las necesidades de financiación de la Comunitat Valenciana a lo largo del ejercicio, el jefe del Consell ha explicado que el Estado ya ha adelantado a las regiones entregas a cuenta que tenían que producirse a finales de año.

Ha insistido, además, en la necesidad de que el Estado dé cobertura a todas las emisiones de deuda de las comunidades para evitar “competir” unas con otras y tener que pagar más en concepto de intereses. “Por eso pedimos que no haya competencia y lo que tenemos es que intentar conseguir el dinero al menor coste; y eso solo se puede conseguir si es el Estado quien centraliza toda esa deuda”, ha apuntado. A su juicio, la creación de los conocidos como ‘hispanobonos’ es “importante”, con las condiciones que sean, para conseguir que las comunidades ahorren en intereses de las emisiones.

Asimismo, ha defendido que para reducir el déficit “no hace falta devolver competencias”, sino que lo necesario es conseguir una coordinación entre las comunidades. A su juicio, el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) de este jueves fue “un ejemplo de responsabilidad y de seriedad” y ha insistido en que las comunidades estarán “donde nos diga el Gobierno”.

También ha defendido el papel de las diputaciones provinciales y ha recalcado que en la actualidad “caben todas las administraciones”, pero siempre tras “una profunda reflexión y reestructuración” que acabe con las duplicidades. “Tenemos que inventar una nueva administración que sea ágil, eficiente, que no moleste al ciudadano y que sirva de instrumento para la propia sociedad”, ha subrayado Fabra.

Asimismo, preguntado por el futuro de Ràdio Televisió Valenciana (RTVV), Alberto Fabra ha señalado que en estos momentos se está produciendo “una profunda reflexión en el sector audiovisual” y ha abogado por conseguir una televisión “acorde a las necesidades actuales”,

Ha resaltado la peculiaridad de RTVV en la promoción de la lengua y cultura valenciana, aunque eso, ha agregado, “se puede hacer con mucho menos y colaborando con el sector privado”. A su juicio, la fórmula necesaria pasa por “reducir la estructura actual, modernizar la televisión y dar paso al sector privado”.

 

VLCRADIO | Agencias | Redacción

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *