Cardiólogos de todo el mundo reivindican entornos saludables

Group of older mature people exercising in the gym

Group of older mature people exercising in the gym

Noticias ONDA3 | Canal Salud.- Para celebrar el Día Mundial del Corazón en 2015, la Fundacíón Española del Corazón (FEC), junto a la Federación Mundial del Corazón, quieren lograr que, “en todo el mundo, las personas tengan la oportunidad de elegir opciones saludables para el corazón, dondequiera que vivan, trabajen o pasen sus momentos de ocio, ayudándoles a reducir su propio riesgo cardiovascular (CV) y el riesgo de las personas de su entorno”.

En este 2015 los organismos internacionales hacen una llamada de atención sobre el cuidado del entorno para mejorar la salud de nuestro corazón. La pretensión es reducir los factores que limitan nuestra capacidad para hacer elecciones cardiosaludables. En este sentido se pide que aumenten los espacios verdes de nuestro alrededor, aumenten los carriles bicis, los menús escolares y del trabajo sean más saludables, se reduzca la exposición al humo del tabaco y la contaminación del lugar donde vivimos.
Según la FEC, “la enfermedad cardiovascular (ECV) es la primera causa de muerte en todo el mundo, siendo responsable de 17,3 millones de muertes prematuras. Se calcula que esta cifra puede llegar a 23 millones en el año 2030. Sin embargo, la mayoría de las ECV pueden prevenirse modificando los factores de riesgo”.
Según los cardiólogos de Hospitales Nisa, “entre los principales factores de riesgo que podemos modificar nos encontramos con la alimentación poco saludable, el exceso de sal, el tabaquismo, el sedentarismo y la inactividad física y el sobrepeso”.
Los doctores reivindican la implicación de los organismos oficiales se involucren en el cuidado de los pacientes y de su salud CV, “mejorando el entorno y sabiendo que todo lo que sea sano debe estar a disposición de todo el mundo.
Nadie debiera plantearse económicamente si puede comerse una hamburguesa o un filete de pescado azul, una pieza de bollería industrial o una fruta.
Según los especialistas, “todo este movimiento va en pro de que volvamos a vivir alejados del sedentarismo o aprendamos a hacerlo en otros casos. Pensamos que vivir bien es no moverse, estar gordo o comer lo que me apetezca. Lo bueno para mi corazón no es sinónimo de aburrido para mí. Para que nuestro corazón esté sano es importante el papel de nuestra actitud”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *