El Ayuntamiento de Madrid es responsable civil solidario en la tragedia del Arena

El rosario de despropósitos de la fiesta de Halloween del Madrid Arena vulneró hasta cinco artículos de la Ley de Espectáculos de la Comunidad de Madrid, de 4 de julio de 1997, según las fuentes consultadas por ABC. Pero el texto legislativo, además, es tajante en cuanto a la responsabilidad de los incumplimientos.

En su artículo 34.2 precisa que «los titulares de los establecimientos y locales o de las respectivas licencias y los organizadores o promotores de los espectáculos públicos y actividades recreativas, serán responsables solidarios de las infracciones administrativas reguladas en la presente Ley que se cometan en los mismos por quienes intervengan en el espectáculo o actividad, y por quienes estén bajo su dependencia, cuando incumplan el deber de prevenir la infracción».

La Ley de Espectáculos Públicos y Actividades Recreativas fue redactada y aprobada por el gobierno de Alberto Ruiz Gallardón cuando era presidente de la Comunidad de Madrid, y en ella se regula todo aquello que afecta a los eventos como el de la pasada noche de Halloween, que por el momento ha costado la vida a cuatro jóvenes, una de ellas menor de edad. De la lectura de su articulado se desprende el rosario de incumplimientos que se produjeron en la macrofiesta.

El primero de ellos, del artículo 6 de la citada ley, se refiere a la seguridad e higiene que deben tener estos acontecimientos, y en uno de sus apartados especifica que debe estar garantizada la «seguridad para el público asistente, trabajadores, ejecutantes y bienes», lo que evidentemente no se cumplió en este caso. En el artículo 8, que regula las licencias y el aforo máximo permitido, se afirma que «los locales y establecimientos regulados en la presente Ley necesitarán previamente a su puesta en funcionamiento la oportuna licencia municipal, sin perjuicio de otras autorizaciones que les fueran exigibles».

El SUP denuncia que el Madrid Arena no tiene licencia de funcionamiento, pero el Ayuntamiento asegura que no era necesaria al tratarse de un edificio municipal. Pero además el sindicato policial cree que ni siquiera tendría planes de evacuación y emergencia. Fuentes consultadas por ESMASACTUAL añaden que al parecer tampoco tenía licencia multiusos, lo que sí es indspensable para las actividades que mantenía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *