El Colegio de Caminos creará una Corte de Arbitraje para la resolución de conflictos

El Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos en la Comunidad Valenciana ha aprobado a través de su Junta Rectora crear una Corte de Arbitraje para la resolución de conflictos sin llegar a los tribunales. Se trata del primer Colegio Profesional a nivel autonómico, al margen del Colegio de Abogados, que apuesta por este sistema, alternativo a la judicatura, que permitirá agilizar los procesos de litigio entre profesionales o empresas, abaratar costes frente al proceso judicial y que permite, además, abrir una vía de trabajo profesional para los propios ingenieros de Caminos.

DSCN4773

El Colegio de Caminos en la Comunidad Valenciana impulsará dicho órgano arbitral a partir de septiembre y en una jornada celebrada hoy bajo el título: ‘El Arbitraje como alternativa  a la resolución de conflictos’, los ingenieros de Caminos asistentes han podido recabar más información sobre esta vía, alternativa a la mediación o los tribunales.

Federico Bonet, Decano del Colegio de Ingenieros de Caminos, ha destacado ‘la función del Arbitraje como un campo de actividad nuevo para nuestros ingenieros colegiados y un ámbito de actuación para resolver conflictos entre organizaciones o empresas’.

DSCN4779

En esta jornada sobre Arbitraje ha participado Pedro Luis Viguer, Magistrado-juez Decano de los Juzgados de Valencia quien ha manifestado que ‘esta vía alternativa puede ayudar a descongestionar la agenda en nuestros tribunales que se ha visto desbordada en estos años de grave crisis económica’. Además, Purificación Martorell, Magistrada de la sección 9ª de la Audiencia Provincial de Valencia y María José Reyes, Catedrática de Derecho Civil por la Universidad de Valencia han expuesto detalles sobre la ley de Arbitraje, las clases de Arbitraje existentes y cómo se realiza la tramitación del procedimiento. Mientras que Manuel de Lorenzo, Director del Tribunal Arbitral del Colegio de Abogados de Valencia ha hablado sobre la figura del árbitro, deberes, obligaciones y los propios costes del arbitraje.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *