Manos Unidas de Valencia perforará pozos para los cultivos de un centenar de madres musulmanas sin recursos en Mauritania

mauritaniaMU-int01

Solidarios ONDA3/Redacción.- Manos Unidas de Valencia, con la colaboración de las parroquias de las localidades de Alaquàs y Xirivella, financiará un proyecto para llevar agua a los cultivos de más de un centenar de mujeres sin recursos en Mauritania.Esta intervención pretende solucionar la precariedad de vida de 132 mujeres, en su mayoría musulmanas y madres de familia, en Tendah, un barrio periférico de la ciudad de Kaedi, a 430 kilómetros de la capital del país, Nouakchott.

Con el fin de superar las dificultades económicas y alimentarias y afrontar las necesidades más elementales de sus familias, las mujeres se han unido y creado una cooperativa femenina, que dispone de un huerto “en un estado bastante precario”. Además, el pozo construido en 1992 para el riego de la huerta actualmente no tiene casi agua.

mauritaniaMU-int02El proyecto de Manos Unidas, prestará ayuda con la rehabilitación del pozo con una nueva perforación de cuatro metros, la instalación de un estanque de agua de diez metros cúbicos y de otros diez, de 1.2 metros cúbicos, así como un sistema de canalización para el riego y un vallado para impedir que los animales entren y se coman el cultivo. Igualmente, se comprará una motobomba solar, simientes y se ofrecerán cursos de formación a las mujeres en técnicas de cultivo.

La cooperativa aporta la propiedad del terreno y su limpieza, así como la contraparte del trabajo, gestión y acompañamiento. El excedente de producción agrícola se venderá en el mercado aportando a las mujeres una pequeña renta que les servirá para mantener la huerta y comprar nuevas semillas para las campañas siguientes.

Las mujeres de este barrio se encuentran en situación de “gran vulnerabilidad, carecen de rentas o éstas son muy escasas”, según las fuentes de Manos Unidas, que han precisado que con este proyecto “aumentará la calidad de vida de estas mujeres y de sus familias, mejorará la dieta familiar y reducirá enfermedades derivadas de la malnutrición y de la desnutrición, especialmente entre los más jóvenes”.

Manos Unidas de Valencia, con la colaboración de las parroquias de las localidades de Alaquàs y Xirivella, financiará un proyecto para llevar agua a los cultivos de más de un centenar de mujeres sin recursos en Mauritania.

mauritaniaMU-int03

Esta intervención pretende solucionar la precariedad de vida de 132 mujeres, en su mayoría musulmanas y madres de familia, en Tendah, un barrio periférico de la ciudad de Kaedi, a 430 kilómetros de la capital del país, Nouakchott.

Con el fin de superar las dificultades económicas y alimentarias y afrontar las necesidades más elementales de sus familias, las mujeres se han unido y creado una cooperativa femenina, que dispone de un huerto “en un estado bastante precario”. Además, el pozo construido en 1992 para el riego de la huerta actualmente no tiene casi agua.

El proyecto de Manos Unidas, prestará ayuda con la rehabilitación del pozo con una nueva perforación de cuatro metros, la instalación de un estanque de agua de diez metros cúbicos y de otros diez, de 1.2 metros cúbicos, así como un sistema de canalización para el riego y un vallado para impedir que los animales entren y se coman el cultivo. Igualmente, se comprará una motobomba solar, simientes y se ofrecerán cursos de formación a las mujeres en técnicas de cultivo.

La cooperativa aporta la propiedad del terreno y su limpieza, así como la contraparte del trabajo, gestión y acompañamiento. El excedente de producción agrícola se venderá en el mercado aportando a las mujeres una pequeña renta que les servirá para mantener la huerta y comprar nuevas semillas para las campañas siguientes.

Las mujeres de este barrio se encuentran en situación de “gran vulnerabilidad, carecen de rentas o éstas son muy escasas”, según las fuentes de Manos Unidas, que han precisado que con este proyecto “aumentará la calidad de vida de estas mujeres y de sus familias, mejorará la dieta familiar y reducirá enfermedades derivadas de la malnutrición y de la desnutrición, especialmente entre los más jóvenes”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *