El movimiento se demuestra caminando

Beneficios-del-caminar-sobre-la-hierba-con-pies-descalzos

Por Manuel J. Ibáñez Ferriol. Director de Contenidos Informativos del Grupo ONDA3 y de ONDA3TV.

Moverse, es una determinada acción, que se demuestra con el caminar diario de todos y cada uno de nosotros. La vida, siempre se encuentra en constante movimiento, con el camino del Norte geográfico, avanzando y sin detenerse en historias del pasado. 

La SOLIDARIDAD, es una de las acciones más hermosas que todo ser humano puede emprender. Apoyar las causas de los demás, desfavorecidos, enfermos o pertenecientes a determinados colectivos, es algo digno de encomio y felicitación. Para los cristianos, la CARIDAD, es fundamental en la vida, porque compartir bienes con aquellos que no los tienen, es un acto que “hace grande a quien lo practica”. Compartir momentos felices, con aquellos que están ingresados en hospitales y residencias, es una experiencia que muchos deberían practicar. Nos llena el corazón de ese combustible, que cotiza de forma gratuita, en la Gran Bolsa de los Valores Humanos.

Este concepto, ha sido uno de los principales argumentos, que suelen llevar los partidos de izquierda en sus programas políticos, pero cuando llegan al poder, éstas promesas de libro, que quedan muy bien, se dejan de poner en práctica, solo porque las personas que coordinan determinadas organizaciones, que hacen un bien magnífico a la sociedad, pertenecen a una ideología cristiana y católica. El respeto por la libertad religiosa, está contenido no solo en la carta de los Derechos Humanos, sino que está reconocido por la ONU y otras organizaciones internacionales. Con la prohibición y la correspondiente negación a seguir apoyando y colaborando con éstas organizaciones, lo único que se consigue, es que aquellos que estan necesitados, no reciban la misma ayuda.

No solo se le niega apoyo a CARITAS, sino que también se le niega al BANCO DE ALIMENTOS, a la CRUZ ROJA, a PROVIDA, a los COMEDORES SOCIALES de las Hermanas de la Caridad o a la gran institución valenciana de CASA CARIDAD. Es curioso, que todas entran en el mismo saco. Sin importarles el impacto que pueda tener en la vida social de la Ciudad de Valencia.

Pero, la SOLIDARIDAD, también pasa por el apoyo a los proyectos de investigación, que en éste caso, también podemos decir que son nulos. Hay quien se le llena la boca diciendo que se apoya a la ciencia y a todo lo que tiene que ver con el I+D, y con la investigación, pero lo cierto es que nuestros científicos, siguen saliendo fuera de nuestra Comunidad Valenciana y por extensión de España, porque no reciben los apoyos necesarios para sus proyectos de investigación.

Eso si, se regala el dinero a manos llenas, para las campañas de catalanización de la sociedad valenciana. Y desde las altas instancias del poder, se dice que el tema de las señas de identidad valencianas, son una nimiedad, nada trascendente y carentes de toda importancia. Es decir, que nuestras leyes, símbolos -lease bandera y escudos-, lengua, cultura, historia y todo lo que nos confirma como pueblo valenciano libre y soberano, eso no es prioridad para las nuevas autoridades. Muy curioso. Tampoco debe ser prioritario la atención social, la salubridad o quizás la limpieza de las calles o la prevención de las plagas de mosquitos, que nos fríen a lo largo de todo el año.

¿Es ésta la SOLIDARIDAD que promueven? Por que en el programa electoral de los actuales gobernantes, éste concepto, era uno de los prioritarios. Ahora resulta, que los más necesitados, atendidos de forma magistral, no tienen derecho a que se les siga apoyando y ayudando, por el simple hecho de que quien presta esas ayudas, está dentro de una determinada ideología religiosa, a la que hay que destruir y aniquilar.

Podiamos seguir diciendo, algunos de los males y de las negaciones a la solidaridad, que son practicadas por éstos gobernantes que ahora se encuentran instalados en el poder comunitario, provincial y local. Hemos de tener altura de miras, y apoyar siempre, sin mirar el color, la raza, la religión o la ideología política de determinados grupos, que de verdad y de corazón dan todo lo que tienen de bueno a favor de los más necesitados.

VALENCIA, junto a Toledo y Sevilla, ha sido una ciudad tolerante. En ellas, han convivido las tres grandes culturas monoteístas: judios, cristianos y musulmanes. Las tres, han conformado una red social basada en el respeto y la tolerancia. Han intercambiado saberes, lenguas, cultura, ciencia y vida social. Han compartido comercio de todo tipo: telas, sedas, brocados, especias, piedras preciosas, joyas, vinos, bebidas espirituosas, infusiones, gastronomía … vamos todo lo que hace que la vida económica y social, provoque el funcionamiento paulatino de todo aquello que es el día a día.

Desde el ATICO DE LA COMUNICACIÓN, queremos que se reflexione bien en todos estos temas, mientras vamos caminando por nuestro devenir diario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *