Connect
To Top

Un pueblo en busca de libertador

Por Jose Aparicio Pérez. Académico de Número de la RACV. Doctor en Arqueología. 

El Pueblo Valenciano se siente acosado, insultado, despojado, vejado, trata de evitarlo, de quitarse de encima la pesada losa que amenaza con aplastarlo y eliminarlo, convirtiéndolo en un apéndice o sucursal de un grupo de ambiciosos individuos que pretenden crear una entidad política nueva, anexionándose unos territorios ajenos con similitudes lingüísticas, políticas y culturales, propias de poblaciones próximas o inmediatas, unidas durante algún tiempo por pertenecer a los dominios del Casal de la Corona de Aragón, pero cuyo único lazo de unión era la propia figura del Monarca Aragonés. Entre ellas desavenencias de todo tipo e, incluso, fronteras.

Posteriormente, al constituirse la nación española con el matrimonio de los Reyes Católicos, se integraron en una unidad política más amplia, España.

Dichas similitudes se suelen dar entre poblaciones contiguas, en virtud de las necesarias y comprensibles relaciones personales, comerciales, políticas o de cualquier otra índole. Nunca pueden proporcionar derechos de cualquier tipo de unas sobre otras y menos cuando con ello se pretende justificar la posible anexión territorial y, consecuentemente, con su contenido humano. Ejemplo sumamente elocuente el de la Alemania nazi.

La trama montada por la oligarquía catalana es extensa y está bien arraigada y, aunque los líderes de aquella estén en horas bajas, consumidos por la corrupción, el resto sigue en pie, habiendo sido recogido el testigo por una caterva de gentes de extracción media y baja, popular y populachera, aleccionados en las escuelas, institutos y universidades, ya que el control de la enseñanza fue el primer y principal objetivo de la trama.

El sistema ha sido introducido en el Reino de Valencia. Las células creadas al estilo comunista, Accio Cultural del Pais Valencia, Escola Valenciana, Casals Jaume I, Institut de Filologia, Red de Universidades etc., etc., recibiendo cuantiosas sumas de dinero. Hasta ahora del gobierno catalán y actualmente también del Tripartito valenciano.

El acceso al poder del Tripartito valenciano, por voluntad del PSOE valenciano, les ha lanzado a una loca, fulgurante y desafiante carrera por la integración total del Pueblo Valenciano y del Reino de Valencia en los Païssos Catalans, visión fantasmal hasta hace poco y cruda realidad en la actualidad. Sus anuncios y proclamas se emiten de manera descarada y desafiante.

Frente a esta avalancha, auténtica “tormenta del desierto” política, lingüística, social y cultural, el Pueblo Valenciano se nos presenta timorato, desunido, sin fuerza, sin energía para hacerle frente. El blandengue Partido Popular apenas planta cara y, cuando lo hace es sin convencimiento, por cubrir las apariencias. La burguesía / oligarquía, como siempre, no sabe no contesta, le da lo mismo, no lo entiende.

Hay, sin embargo, honrosas excepciones, el Ateneo Mercantil de Valencia con su Foro Vinatea, y el del Sr. Bosch, Junts front a la AVL, el Diario Digital “Valencia Oberta”, el Patronato de la RACV, Lo Rat Penat, el Pilo de Burjasot, La Cardona y Vives de Castelló, el Casal Bernat y Baldovi, las Fallas en general (salvo unas pocas y deshonrosas excepciones), y grupos muy activos en Facebook, como Torres Blaves, el Racó de Mossen en Federic, Terra Valenciana,, Valencians, Soy de la Comunidad Valenciana, Vixca Valéncia, El Palleter, Amics de Círcul Cívic y algunos otros. A resaltar la creación de la Fundación Vicent Rebollar.

Políticamente la situación del Valencianismo es confusa, hay varios partidos creados, desunidos y laborando con la intensidad que les permiten sus escasos medios, y otros en creación. Su número y dispersión no les favorece y si no se unifican mal futuro se augura.

En esta situación hay que pensar que solamente una persona o grupo con fuerza y energía suficientes se ponga a la cabeza de tanta voluntad, tanta necesidad, tanta valía contenida y lo canalice para conseguir terminar con esta situación y, a la manera como lo hizo Jesús en el templo, arrojar a los mercachifles allende el Ebro.

El extraordinario análisis realizado en el Ateneo el pasado 9 de mayo por los cuatro ponentes elegidos llegó a esta conclusión, falta el Manifiesto del Ateneo que propuso el Dr. Ballester Olmos y que recogió la Presidenta del mismo, Dña. Carmen de Rosa, comprometiéndose a su redacción. Pudiera ser el “pistoletazo de salida” del movimiento que permitiera la Unión y la Acción inmediata, tal y como comentó el abogado Dr. Romero Villafranca y recogió el gran periodista Pepe Herrero, defensor a ultranza de la valencianidad. ¿Se hará?. Ya vorem.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Columnistas

  • Reflexiones desde la Fe para la situación que vivimos

    Por Mons. Antonio Cañizares Llovera. Cardenal-Arzobispo de Valencia.  Entre los artículos y comentarios que estos últimos días he leído a propósito...

    Antonio Cañizares Llovera19 noviembre, 2017
  • Estilos arquitéctonicos de la Catedral de Valencia

    Por Arturo Climent Bonafé. Canónigo de la Catedral de Valencia. Escritor. He creído conveniente, dedicar unos artículos para hablarles de la...

    Arturo Climent Bonafé15 noviembre, 2017
  • Maquillajes para nuestro otoño 2017

    Por Alejandro Ruiz “Evonhe”. Estilista y maquillador. En nuestros centros “Evonhe” tenemos nuestros básicos de maquillaje que utilizamos a diario, pero,...

    Alejandro Ruiz 'Evonhe'13 noviembre, 2017
  • Ante el VI Centenario de San Vicente Ferrer

    Por Mons. Antonio Cañizares Llovera. Cardenal-Arzobispo de Valencia. Queridos hermanos y hermanas en el Señor: Os escribo, con verdadera alegría para...

    Redaccion12 noviembre, 2017
  • El Santo Cáliz en las horas cruciales de España

    Por Mons. Antonio Cañizares Llovera. Cardenal-Arzobispo de Valencia.  Acabamos de celebrar el pasado jueves la fiesta del Santo Cáliz en unas...

    Antonio Cañizares Llovera4 noviembre, 2017