Rita Barberá presenta la tarjeta ‘Valencia Contigo’ para ayudar a familias sin recursos a adquirir productos básicos de alimentación e higiene

rita-barberaJ.FURIO/ONDA3.- Un total de 700 familias de la ciudad de Valencia cuyos ingresos no alcanzan la cantidad de 5.007’80 euros al año serán las receptoras de la tarjetaValencia Contigo‘, una iniciativa “municipal y solidaria” que la alcaldesa Rita Barberá ha presentado esta mañana acompañada por la concejal delegada de Servicios Sociales, Ana Albert, y los directivos de CaixaBank Beatriz Alventosa y Salvador Sanchis. En total se distribuirán entre quienes reúnan los requisitos exigidos, 350 tarjetas durante el mes de julio y otras tantas durante el mes de agosto.

Rita Barberá ha dicho de esta iniciativa que el ayuntamiento sufraga con 200.000 euros, y en la que CaixaBank colabora facilitando las tarjetas, su infraestructura y su red de cajeros, que es “muy oportuna para ayudar a familias vulnerables y con escasos recursos a adquirir productos básicos de alimentación e higiene de una forma absolutamente discreta, como opción alternativa a los centros de reparto de alimentos y preservando la intimidad de las personas beneficiarias”.

Con estos 200.000 euros el ayuntamiento de Valencia contribuye a sufragar los gastos de manutención de familias con hijos menores que carezcan de recursos. La tarjeta prepago, en vigor durante los meses de julio y agosto, tendrá un saldo mensual de 250 euros para familias que tengan hasta dos menores y de 340 euros para familias que tengan más de dos menores.

También ha asegurado la alcaldesa que, en función de los buenos resultados de esta iniciativa, se contempla su continuidad e implantación en otras épocas del año. Rita Barberá ha puntualizado que lanzar la tarjeta “Valencia Contigo” es una satisfacción para el Equipo de Gobierno, antes de señalar que con esta iniciativa se complementan otras ayudas que el ayuntamiento ofrece “como muestra de su más firma compromiso con las personas que más lo necesitan a través de la anticipación y de la búsqueda de soluciones que contribuyan al bienestar de los valencianos”.

 OTROS 200.000 EUROS PARA AYUDAS DE COMEDOR

En esta misma rueda de prensa la alcaldesa Rita Barberá ha presentado otras dos medidas tomadas por el ayuntamiento en el ámbito de sus políticas sociales. La primera de ellas conlleva el mantenimiento de las ayudas de comedor que permitirán a muchos escolares valencianos seguir recibiendo el servicio de comedor en los centros educativos durante los meses de junio y septiembre, gracias a la aportación de otros 200.000 euros que permiten sufragar 3’6 euros por comida y alumno.

Por otro lado, en esta misma línea de atender demandas sociales que se agudizan durante el período estival, se ha establecido una reserva de plazas para menores en situación de vulnerabilidad y con edades comprendidas entre los 8 y los 16 años, en las Escuelas Deportivas de Verano que organiza la Fundación Deportiva Municipal.

La alcaldesa ha recordado que el ayuntamiento aporta durante 2014 un total de 1.824.000 euros para ayudas de emergencia, cantidad a la que ahora se suman los 200.000 euros de la tarjeta prepago y anónima, alcanzando la cantidad de 2.024.000 euros. Rita Barberá ha insistido en ese aspecto de anonimato que caracteriza una iniciativa solidaria y de atención a los más necesitados por parte de un ayuntamiento cuyos Servicios Sociales Municipales tuvieron el pasado año 84.712 usuarios.

 JUSTIFICAR CADA GASTO

Los beneficiarios de estas tarjetas podrán utilizarlas en cualquier establecimiento de alimentación o higiene que disponga de una “Clasificación Nacional de Actividades Económicas (CNAE)”. Quedan incluidas las grandes superficies comerciales, el resto de comercios de la ciudad y la red de mercados municipales, pero los beneficiarios habrán de justificar cada gasto que realicen y abstenerse de emplear este medio de pago para otros fines. “Esta iniciativa tiene carácter finalista y salvaguarda la intimidad de las personas”, ha señalado Rita Barberá. La utilización para otros fines o por otras personas distintas a las de la familia beneficiaria determinará la inmediata retirada de la tarjeta prepago.

Además de que la renta per capita de la unidad familiar no supere esa cantidad establecida por la conselleria de Bienestar de 5.000 euros al año, otros requisitos son que los beneficiarios estén empadronados en el municipio de Valencia, dispongan del Informe de Valoración Técnica de los Servicios Municipales y acepten y suscriban el documento de normas de la tarjeta prepago.

El usuario podrá consultar el saldo disponible en cualquier cajero automático de CaixaBank, pero en ningún caso realizar reintegros en efectivo. Al finalizar su vigencia las tarjetas serán devueltas en los correspondientes Centros Municipales de Servicios Sociales.

En cuanto a las ayudas de comedor escolar para junio y septiembre, la finalidad es que los menores que lo precisen puedan seguir asistiendo a aquellos comedores que continúen funcionando en los centros educativos de la ciudad y que, según la concejala Ana Albert, son el 50% de los colegios públicos y concertados de Valencia. Esta ayuda incluye, además de los colegios de educación infantil y primaria, las escuelas infantiles para niños de 0 a 3 años.

La alcaldesa ha dicho que el compromiso del ayuntamiento con las personas que más lo necesitan adquiere una relevancia especial durante el período estival, y a continuación se ha referido a otras infraestructuras como el Comedor Social Municipal de la calle Santa Cruz de Tenerife, que permanecerá abierto también durante el mes de agosto, al Contrato para la Adquisición y Suministro de Alimentos a entidades sin ánimo de lucro, y al Banco Solidario de Alimentos que atiende a 550 familias cada mes, y al que el Ayuntamiento aporta desde 2009 un total de 900.000 euros al año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *